Embarazos de 8 años y otras formas de poner a prueba a una intérprete

Llevo varios días dándole vueltas a la mejor forma de publicar esta entrada sobre cómo una intérprete de Dualia dio una clase magistral a los alumnos del Máster Universitario en Comunicación Intercultural, Interpretación y Traducción en los Servicios Públicos sobre interpretación telefónica sin saberlo, sin prepararlo y sin haber estado presente con los alumnos. Posiblemente se cumplió eso de que una imagen vale más que mil palabras, aunque en esta ocasión la imagen se componía de dos alumnos haciendo teatro y una intérprete en apuros en el hilo musical del aula.

Permitidme que os ponga en situación:

Durante el pasado mes de marzo se celebró el seminario anual sobre interpretación telefónica en el que Dualia participa cada año, de la mano de la Universidad de Alcalá, y a partir de este año, conjuntamente con AFIPTISP. Como todos los años preparé todo tipo de actividades, anécdotas, chistes, bombones y bueno, todas esas cosas que los que ya me habéis visto alguna vez en acción, sabéis que hago.

El taller iba muy bien: los alumnos estaban muy motivados, cientos de preguntas, caras de asombro, caras de disgusto por comprobar en carne propia que en la carrera no se aprenden dogmas y que todo en traducción e interpretación es muy adaptable y que siempre hay que hacer uso del sentido común…

Y llegó el momento de poner a prueba a un intérprete telefónico de Dualia y ver su comportamiento en directo pero esta vez fue muy distinto a otras pruebas. Normalmente ningún alumno quiere salir a hacer de paciente y me toca a mí fingir ser el extranjero accidentado, el que se despierta en mitad de la noche junto al cadáver de su mujer, al que le han robado, el que busca a su padre con demencia… algo que no disgusta porque a drama queen muy pocos me ganan :) pero esta vez la propuesta vino desde las filas de los alumnos.

Concretamente de una alumna de origen marroquí que es enfermera en Ceuta. Propuso recrear un problema cultural y poner así a prueba al intérprete profesional que descolgara el teléfono. El problema cultural gira en torno al «mito» del Raqed que podríamos traducir por «el feto dormido».

Según nos contó la alumna, por Raqed se entiende que un óvulo pudo ser fecundado en un momento y «despertar» varios años más tarde en forma de embarazo. Hay varios porqués que se me ocurren para el origen de este mito: encubrir una infidelidad, demostrar que el hijo pertenece a un esposo fallecido hace años, evitar deshonra… pero ese no es el objeto de esta entrada.

Lo que nos ocupa es analizar el comportamiento de la intérprete profesional de Dualia.

Como podréis escuchar en la grabación, las actrices fueron dos alumnas: una hacía de embarazada y la otra desempeñaba el papel de doctora del servicio de urgencias del hospital. Vaya por delante esta aclaración para dejar claro que la intérprete no pudo identificar mi voz en ningún momento. Siento que en la grabación la voz de la intérprete se escuche con eco, cosas del audio del aula :-( pero creo que merece la pena para poder analizar las soluciones que aplicó la intérprete.

Si os parece bien, vamos a escuchar la grabación y después hacemos la autopsia de la interpretación.


Vamos por partes:

1.- Presentación de la intérprete

La intérprete, ya sabemos que se llama Hasnaa y es buenísima profesional, se presenta aplicando el saludo protocolario «Dualia, buenas tardes, mi nombre es Hasnaa ¿en qué le puedo ayudar?»

2.- Presentación del profesional y contexto

En este caso era una alumna del Máster pero replicó fielmente el comportamiento de los profesionales con los que trabajamos en Dualia, se presenta, indica su cargo, el departamento desde el que llama y añade la información que dispone. En ocasiones no es mucha información la que tienen los profesionales pero incluso saber que no saben nada, ya nos ayuda bastante a actuar teniendo en cuenta que no hay contexto.

3.- La intérprete comienza su interpretación

En Dualia, por comodidad, y petición de nuestros clientes, interpretamos en tercera persona porque esto facilita pedir más información o añadir aclaraciones por barreras culturales, como veremos a continuación. En este caso la intérprete saluda a la paciente y le pregunta el motivo por el que ha venido a Urgencias.

4.- Aparece el problema cultural

Debido al problema cultural que se presenta con «el mito del Raqed», la intérprete ha establecido un pequeño diálogo con la paciente para asegurarse de lo que esta le está contando. Cuando ha vuelto a dirigirse a la profesional española le ha indicado que se había creado un diálogo debido a una respuesta contradictoria y ha explicado a la profesional en qué consiste «el mito del Raqed».

En este caso, la paciente no ha tenido que explicar en qué consiste «el mito del Raqed» a la intérprete porque comparten la misma cultura, pero la intérprete ha considera que era oportuno explicar en qué consiste antes de indicar que la edad gestacional era de 8 AÑOS.

5.- Gabriel rompe la cuarta pared

De verdad que no me pude resistir a darle la enhorabuena y pedir el aplauso de los alumnos del Máster por la gran interpretación que había realizado mi compañera Hasnaa. Seguro que si analizamos en profundidad la interpretación podemos entrar algún fallo o alguna mejora pero la sutileza, la delicadeza y la educación con la que Hasnaa ha resuelto la barrera cultural bien merecían el aplauso de los alumnos, este reconocimiento público en forma de entrada de blog y la admiración de todo el equipo de Dualia Teletraducciones SL.

Aquí podéis encontrar más información sobre el Raqed.

Muchas gracias Hasnaa Msabri (intérprete telefónica de árabe, marroquí y francés).

Muchas gracias también a Iman Abdeselam Mohamed por habernos lanzado este reto y habernos enseñado un poco más sobre la cultura marroquí.

Dualia Teletraducciones SLTwitterFacebook

Si te apetece compartir:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInShare on Google+

2 thoughts on “Embarazos de 8 años y otras formas de poner a prueba a una intérprete

  1. Pingback: Lecturas sobre traducción: abril 2015 | Traductor en pijama

  2. Pingback: Beneficios de un traductor profesional | Byvox

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>